de Santiago Tena

hágase, niña mía, hágase vivo el amor en tu espacio, hágase en ti la luz y en mí la vida, hágase, amor cercano, cercano nuestro amor, el beso en voz, la voz beso y presencia y estoy dentro, hágase de tu amor el mundo niño, el mundo que te busco, el que soy mundo y carne y poeta y ardor solo por ti, hágase el desinhibo, hágase el nos buscamos, hágase el en ti estoy, hágase del amor el vino de la cena, el esperar, el ven, el has venido, el correo directo, el te busco y me arriesgo y voy por ti y si duele no importa que me duela: te he vivido, hágase del amor vino y dolor y cena y despedida y voy y luego vuelvo, del amor que queremos hágase libertad, y con la libertad la luz del mundo, y que inaugure el mundo en ti y en mí un renacer de esperas sin espera, un renacer de yas sin todavías, un renacer de escarcha, de sol vivo, de dónde, de por qué no me escribes, un renacer de voy, un renacer de quiero, un renacer de no tan solo en público, un renacer de quiero y lo deseo y te lo digo claro y te lo digo cierto: lo quiero y lo deseo y voy por ti y a ti, y estando en ti y llegando, a donde en verdad llego y donde voy y quiero y sé que está esperando y que me llama en ti, es a mí mismo, niño hambriento y gozoso y cálido y feroz dentro de ti, niño que necesita de mí mismo: sé la puerta abierta y encantada y serena y ansiosa y atractiva e imán, y vientre vivo y tú, quererme vivo y tú, volarme vivo y tú, volcarme vivo y tú, amar, amar:

abrir

26 octubre 2009

SIN QUE SE NOTE - ALEJANDRO SANZ

Le puse un poco de imaginación
No fue un milagro con perdón de Dios
Jamás sentí esa fuerza en mí
Sin vanidad sin ego ni ambición
te digo más no sé si con valor
Pero coraje y esperanza sí
En tu mirar curé mi fiebre
Y fue de repente
Los naufragios me he tragado
Y las heridas yo no duelen
Sin que se note
Te miro y es sin que se note
Y la verdad que había en mí
Y que era inmensa
De la rutina estaba presa
Sin que se note
Te miro y es sin que se note
Y la mentira que hubo en mí que era intensa
desaparece, sólo muere
Y los miedos se disfrazan y se esconden para no ver el sol
Y se asustan ...
No fue la suerte quien me lo enseñó
Me até a la fuerza que vivía en mí
Con siete llaves de imaginación
Ganó mi ansia y mi esperanza
Venció a mi mente desatada
Y así escapé de aquellas garras
Y al fuego eché miles de cartas y de palabras
Tesoros que no valen comparados con tu alma
Sin que se note
Te miro y es sin que se note
Y la verdad que había en mí es tan inmensa
De las promesas queda presa
Sin que se note
Te miro y es sin que se note
Y la verdad que había en mí es tan intensa
Ya no le teme a lo que quiere
Se ha deshecho del disfraz, con el que oculta su mirada
Se ha entregado a la ilusión de pelear por lo que ama
Corazones que se buscan en aquellas madrugadas
Son corazones, son montañas
Que no se esconden, que se hablan
Sin que se note
Te miro y es sin que se note
Y la verdad que había en mí es tan intensa
De las promesas queda presa
Sin que se note
Te miro y  es sin que se  note
Y la verdad que había en mí y que era inmensa
Se ha deshecho del disfraz con el que se ocultó 
No se asusta, no
No se asusta, no
                                                                                                                                                                     
Alejandro Sanz

2 comentarios:

Jessica dijo...

Simplemente bellísima!! Ayer escuché todo el disco y esta canción se volvió mi preferida. Bien por Alejandro Sanz, el disco está excelente!!!!! :)

Anónimo dijo...

Preciosa la canción! Esta canción en directo tocada con el piano por él tiene que ser brutal. Algo parecido a un "y si fuera ella". Bravo!